martes, 8 de diciembre de 2015

¡Por un nuevo país!


Si hacemos caso a las encuestas, en las elecciones generales del 20 de diciembre, última cita electoral de este año importantísimo, no parece que IU vaya a tener unos resultados muy brillantes. Saldremos totalmente de dudas el 21, pero cualquiera que sea la situación que tengamos a partir de ese día, quienes formamos esta organización veterana no nos vamos a disolver ni a dejarnos absorber por otro partido. Mañana seguiremos estando.

Hoy sabemos que el bipartidismo del PP y PSOE no solo no está superado como hubiéramos querido, sino que todavía puede ser capaz de manifestarse con fuerza, y también de cambiar de forma. A estos dos grandes representantes de los intereses oligárquicos se les ha sumado además otra formación similar, Ciudadanos, que comparte con ellos la defensa de los fundamentos del sistema político y económico vigente. Sorprendentemente el Partido Socialista tiene una historia, una militancia y una cultura política muy diferente a los otros dos, pero esto no impide que sus dirigentes coincidan con la derecha en las cuestiones fundamentales. Entre otras cosas todos defienden nuestra sumisión a la política económica vigente en Europa, quieren estar y ser miembros activos de la OTAN o firmarían el TTIP (un nefasto tratado comercial que Europa y USA están preparando en secreto para blindar a las multinacionales y robarnos derechos). Si lo consentimos, juntos o por separado PP, PSOE y Ciudadanos nos van a seguir haciendo pagar a los trabajadores una deuda gigante que fue contraída por una banca, un poder económico y un poder político que si en muchos casos no son directamente mafiosos, poco les falta. 

Por otro lado, a estas elecciones generales se presentan Podemos e Izquierda Unida. Igual que ha pasado en muchos municipios, juntos podrían haber sumado una parte muy importante de la representación popular, pero esto no ocurrirá esta vez. Podemos tiene mérito, pues se ha hecho mediano o grande en poco tiempo partiendo de cero (eso sí, contando en determinado momento con la inestimable ayuda de la televisión y de los medios de comunicación de masas). Cuando surgieron, much@s los vimos con simpatía y como aliados naturales, pero ahora nos parece que tienen un gran problema porque están persuadidos de dos cosas que no compartimos en absoluto: que es el tiempo de “lo nuevo” y que deben ganar a la primera. Por estas razones, sus dirigentes se sienten libres de todo lo que existía antes de que ellos surgieran, y para ganar han buscado con tanto ahínco a los votantes de centro, que han terminado por distanciarse de sus orígenes en muchas cuestiones importantes. Por causa de esta rápida y dudosa evolución, y por carecer de pasado, Podemos nos parece un partido incógnita, que muestra tanto una excesiva vanidad y egocentrismo como una peligrosa tendencia a renunciar a sus mejores señas de identidad a la primera de cambio. Viendo esto, nos alegramos de no ir juntos a estas elecciones. 

IU, el partido para el que pedimos tu voto, ha pasado por un periodo muy duro, y como siempre, ha tenido en contra a los medios de comunicación, que últimamente además nos excluyen arbitrariamente de sus debates televisivos. Si tenemos algún mérito, este corresponde sin duda más los militantes que a los dirigentes, pues muchos de quienes tenían responsabilidades en IU han preferido marcharse a Podemos, que durante un tiempo parecía ser el partido que mejor garantizaba el éxito. Pero, ¿éxito de qué y para qué? En cierto momento pudo parecer posible la convergencia en condiciones de mutuo respeto y con un programa claramente de izquierda, pero ahora sabemos que IU tendrá que asumir muchas luchas en solitario, o con otras organizaciones distintas a Podemos. En cualquier caso, nos parece más importante defender un proyecto de rebeldía y transformación reales que el número de votantes. Como los cambios no van a llegar ni rápido ni por arte de magia, preferimos calidad a cantidad y, por supuesto, preferimos el compromiso constante de nuestras bases a conseguir votos prestados o a tener el grueso de nuestro apoyo por Internet en vez de en la calle. 

Pronto, cuando entre tod@s aclaremos si terminando 2015 vamos a plantarle cara a nuestros saqueadores o nos resignamos al cambio climático y al horizonte vital de tener un mal trabajo y peores servicios sociales mientras vemos emigrar a nuestros hijos o nietos fuera de España, quienes formamos IU nos haremos bastantes autocríticas, pero seguramente no nos cuestionaremos nuestra estrategia a largo plazo. Nuestro enemigo sigue siendo el mismo de antes: el capitalismo, y lo conocemos bien, porque lo hemos combatido tanto en dictadura como con régimen constitucional. 

Por las razones anteriores estamos convencidos de que Izquierda Unida de momento es quien mejor defiende y representa los intereses básicos de la mayor parte de nuestra sociedad, formada en proporción de 9 a 1 por la clase trabajadora: mujeres y hombres que viven en cualquier comunidad o nación del estado, tanto si nacieron en España como si proceden de cualquier otro país, y tengan o no tengan en este momento un puesto de trabajo. Por extensión, nos sentimos parte e iguales a todos los trabajadores del mundo, y junto a ellos tendremos que construir otro orden social, económico y ecológico global y para tod@s. 

El próximo día 20, si apoyas a Izquierda Unida, tu voto servirá para seguir luchando por recuperar y ampliar los derechos sociales y para poner a los explotadores, a los corruptos y a los saqueadores de la riqueza pública en el lugar que les corresponde. Afirmamos que no solo hay que acabar con el robo y la indecencia o mejorar ciertos aspectos de la “democracia”, sino que sigue siendo necesario transformar radicalmente nuestra economía para ponerla al servicio de la población, única manera de garantizarnos el pan, la paz y el trabajo. 

Queda mucha pelea, y nuestra mayor responsabilidad es ofrecer a los trabajadores y a los millones de perdedores de este sistema una organización que sirva para construir una sociedad soberana, con justicia social, republicana, culta, feliz, solidaria y sostenible. 

POR UN NUEVO PAÍS. El 20 DE DICIEMBRE VOTA IZQUIERDA UNIDA, LA ÚNICA QUE PASA DEL CENTRO.


Izquierda Unida de Quijorna.



No hay comentarios:

Publicar un comentario